n+1

Aquí también hay que leer compulsivamente (LFC)

Diccionario Arquitecto-Hipster / Realidad-Brutal (1)

with 12 comments

Vistanse de negro y hablen raro!

¿No les entienden en casa cuando hablan? ¿De cada cuatro palabras que usan cinco están en ingles y dos son la mitad? ¿No saben ustedes que es una romana pero podrían dar una conferencia sobre la performación de las espumas de Sloterdijk?

No desesperen. Para cubrir estas carencias y devolverles a una más que necesaria normalidad, (Y desechando la opción de hacerlo a base de collejas acompañadas de exclamaciones tipo “¿Pero qué chamullas barbián?” porque tenemos codo de tenista, muñeca Barbie y dedos delicados) N+1 Real Academia de Traductores, brazo lingüístico armado de n+1 les ofrece en exclusiva y por capítulos el maravilloso:

Diccionario Hipster Arquitectónico / Realidad Brutal.(In eye popping 2D)

El regalo de las próximas navidades. Y recuerden con esta primera entrega, los diez primeros lectores recibirán de regalo un traje de Star Trek (Horroroso el de ellos, mucho menos horroroso el de ellas –raur-) con el que podrán en el próximo Halloween ir a  hacer truco o trato a todos los edificios de Calatrava con la cabeza muy alta (Y esperando que los caramelos sean del tamaño del ego del autor). Garantizado.

Vamos allá!:

El Proyecto Ejecutivo

¿Que tontuna es esta del proyecto ejecutivo? ¿Ejecutivo agresivo? ¿Ejecutivo ejecutor? ¿Va de traje el proyecto?

Digamos Proyecto DE EJECUCIÓN, llámenme rancio, pero es lo de siempre, y queda bonico.

Y además, seamos realistas, si pasa algo tengan siempre en cuenta que la cabeza que suele acabar en la picota es la nuestra, dado que los promotores y otros homúnculos suelen tener un billete (Open exit) directo a las Islas Caimán u otro bonito país sin extradición y en el que las bebidas parecen la jungla con una sombrillita.

La verdades por delante, que duelen menos.

El Masterplan.

¿El masterplan? ¿Qué pasa, que decir “El Plan Maestro” nos da vergüenza porque parecemos Pinky y Cerebro? (Creyéndonos Cerebro y siendo mas bien Pinky)

¿Es que lo hace He-Man el masterplan? ¿A espadazos y gritando “Yo tengo el poder”?

¿Es el proyecto el Castillo de Grayskull?

¿Tienen algo de malo “Plan director”, “Plan general”, “Ordenación general” y “Ordenación de conjunto”?

¿Nos suena lo de plan a “El Golpe”?

El Piloti

Porque los pilotes, los pilares, las columnas y los soportes son todos elementos de sustentación vertical reaccionarios que no llevan gafapasta.

El Paquebote

Empleado en la ETSAM en mis tiempos para referirse a los dibujos de trasatlánticos en la obra escrita de Le Corbusier. Y digo yo ¿Costaba mucho decir trasatlántico, pedazo de paquebote?

Sobre todo porque un paquebote es más pequeño y a vela y la metáfora entonces le queda a Le Corbusier hecha una penita.

El Project Manager

En fin, en esta nos damos por vencidos. ¿El Director de Proyecto es malo? ¿Y el Gerente del Proyecto?

¿Es que el Project es tan bueno tan bueno que ha llegado a Hollywood (como Pe, como Javier Bardem, como Elsa Pakita) y necesita un manager que se lleve el 10%?

Mira, lo del 10% no es del todo incorrecto.

Colectivo

Una imagen vale más que mil palabras:

How I Met Yout Mother – Sven from Renato Benevenuto on Vimeo.

(Veanlo todo, pero lo que queremos decir esta al principio y a partir del 6:46)

Complejizar

Se explica sola. Normalmente quiere decir complicar, esto es: Hacer más complicado. Y complicado, amigos, no es lo mismo que complejo. Como simple no es lo mismo que sencillo.

O dicho de otra manera: Hacen falta en la arquitectura española algo más de sencillez y menos simples diciendo complejizar y complicándolo todo.

Gap

Una tienda.

Y si se es un hipster-arquitecto, un bujero. Un hueco. Un interludio. Un hiato. Una pausa. Un resquicio. Una grieta.

Pero es mejor gap, así tiramos el castellano por la ventana porque ¿Quién necesita sinónimos? Los sinónimos son formalistas. Lo sabe todo el mundo.

Bubble

Si viene con Bobble, una divertida pareja de dragoncitos que hacían las delicias de las chicas en los salones recreativos de los 80. Los chicos éramos más del Golden Axe. #estoesasi #deprimeroderecreativos.

Si no viene con Bobble, es la forma tonta de decir burbuja. Porque si dices burbuja todo el mundo se da cuenta de que estas haciendo una cúpula arrugada que no tiene ningún sentido, pero si dices Bubble, ay amigo, si dices bubble las puertas del paraíso (Y las de El Croquis) se abren ante ti, y delante de ellas esta Rem Koolhas, con un ipad, como San Pedro, dando acceso.

Espuma

Lo que se le quita al cocido. Fuera de eso, se emplea como eufemismo de construcción adireccional, isotrópica, de programa flexible y basada en procesos antes que en sistemas cerrados.

En realidad quiere decir: Mal dimensionado, mal apilado, embarullado y sin explicar. Sin programa claro y sin uso definido. Un cristo, vamos.

Curiosamente todos los proyectos espuma acaban construidos en espuma (De poliuretano) o teniendo mucha espuma (sellante, Sika o similar) para sellar las juntas constructivas –como puños oigan- entre tanta patochada.

Foam

Desopilantemente, en ingles: Espuma. Una de las palabras que más me hace dudar de la sanidad mental de los arquitectos españoles, especialmente cuando la cortadora de espuma se convierte en “La cortadora de foam”.

Se ve que con la primera solo se pueden hacer maquetas de chaletones infectos plagados de cariátides y con la segunda (Que es igual… pero no lo es en espíritu) se puede hacer un proyecto bubble-gap complejizado, y con un poco de suerte… sobre pilotis.

Belleza Termodinámica

A ver, yo la maquina de Carnot la encuentro interesante, pero ¿Sexy?…. hombre sexy no, seamos sinceros.

Según el presidente del CSCAE la nueva arquitectura que la sociedad europea reclama (¿Donde es eso?) se dirige a la funcionalidad y a esto: a la belleza termodinámica. No sabemos si se dirige en tren o en coche. Tampoco si la entrevista en que lo dijo se celebro en el Embassy de abajo del Consejo, ni si había digestivos (Estamos en ello, desde N+1 CSI Los Monegros).

Hemos mirado los epígrafes del IAE y ya les adelantamos que por “Proveedores de Belleza Termodinámica” no nos viene nada. (Nos queda claro, eso si, que el presidente lee CIRCO).

Le Corbu

¿Qué tontuna es esta de Le Corbu o incluso (Válgame San Charles Rennie McKintosh) El Corbu?

Es, a todas luces, el equivalente hortera de llamar El Rafita a Moneo o llamar El Ingles al muchacho este danés con un problema de compensaciones Freudianas. De llamar Juanito el de los trastos por las paredes a Sir John Soane y El Calvo a….bueno, a tantos y tantos arquitectos famosos.

No, miren, o le llamamos por su nombre (¿Será por nombre?): Charles Édouard Jeanneret-Gris, o por el apodo: Le Corbusier. Nada de medias tintas. ¿Acaso han ido ustedes de cañas con el arriba mencionado Monsieur Charles Édouard Jeanneret-Gris como par andar por el bar a gritos diciéndole “Oye, Le Corbu, pide otra ronda!”? ¿No verdad? Pues eso.

[Los rumores sobre el cambio de nombre de Charles Edouard para evitar pasarse días enteros firmando planos, parecen confirmarse]

Diafragmas

Salvo los que están ustedes imaginando y los orgánicos, los otros a los que se suele referir el arquitecto hipster como zonas de expansión entre materiales y elementos programáticos, son en realidad huecos que no se sabe como acabar y que, a la postre, hay que rellenar de Sikaflex porque entra el agua. Vease Guggenheim Bilbao. [ Y Compárese con el repunte en las acciones de SIKA-España en la fecha]

Condensador

Esto. Ahora que lo miro… si me dicen que es una maqueta y que esta en Dubai, me lo creo).

Si no es eso, se refiere a un edificio popular. A un edificio con un uso atractivo y con exito. A un edificio con acceso generalmente no restringido que atrae al publico. O incluso a un edificio con un programa variado que incluye diferentes usos y que por su propia composición acoge a un gran numero de personas.

O mejor dicho se refiere a un edificio que podría ser todas esas cosas. Llamar condensador a algo en lo que puede que no entre ni la señora de la limpieza, si es una descripción de posibles patologías por falta de barrera de vapor (Vease Diafragmas) tiene un pase. Si no lo es, queda un poco ridículo.

Cuando la acepción es condensador social, a uno se le va la mente involuntariamente a Solyenitzin y empieza a acariciar la culata de su fiel colt 45 Peacemaker.

Fresh.

Si rapea es el Fresh Prince of Bel Air. Si no lo hace y lleva gafapasta, significa nuevo, joven, fresco.

Alude generalmente a una serie de iniciativas (FreshMadrid, FreshForward, etc) desarrolladas por en Madrid para presentar a jóvenes arquitectos. Sin entrar a valorar el asunto… no hubiera quedado mejor llamarlo “Fresquito de Madrid [Como lo traigo seee-ñoraaaaa]”?

En fin, es una opinión ahí la dejamos. El copyright es nuestro, eso si.

Performativo

¿En realidad? Enunciado que contiene la propia acción o que supone la propia acción. Según lo descrito por J. Lanshaw Austin para los enunciados performativos, relativos a la capacidad del lenguaje para activar una  acción, por oposición a los constatativos, mas descriptivos. La acción se realiza en el mismo instante de la exposición del enunciado.

¿En lo nuestro? Todo es performativo. La bici de mi abuela es performativa. El toner del plotter es performativo. El CTE es performativo. Ser tonto de baba es tener una actitud performativa. Ser un ineducado también: “Pepe no ha parado de hablar en toda la conferencia, una actitud muy performativa” Le daba yo a Pepe dos collejas y le performaba bien performado. ¿En fin, se acuerdan ustedes de Sofía Mazagatos y el candelabro? Pues eso. Y además el candelabro era performativo.

¿Quieren un ejemplo más o menos real? Cuando Zaha dice “Mi obra es social” y nadie la cuestiona. Totalmente performativo: Es decirlo y convertirse todos los mamotretos en la quintaesencia de lo social, lo humanista y lo antropocéntrico. Es palabra de Zaha, te alabamos Chanel.

[No del todo, pero casi]

Se supondrán que performativo viene de “Perform”, en ingles: Actuar, ejecutar, realizar. Podríamos decir en vez del palabro, con la cabeza muy alta y una mano en el corazón y la otra sobre El Quijote: Ejecutivo.

Oigan, que curioso, como el Proyecto Ejecutivo. Perdon, ejecutor.

La proxima edición: Soon in a blog near you.

About these ads

Written by Jose María Echarte

octubre 20, 2011 at 19:24

Publicado en General, humor

12 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Oh, Dios mío, en la ETSAM se ha hundido el paquebote! La primera vez que lo oigo… si es que no nos transmiten la jerga y así no hay quien llegue a la primera línea.

    Una aportación: http://www.youtube.com/watch?v=FrXvAcV2rok

    De todas formas, a mi entender no es correcto el enfoque… no hay que dar diccionarios, hay que proveer a los sufridos familiares y amigos del mismo generador aleatorio de discursos transitivos con subyacencias emergentes, para que puedan replicar con (des)conocimiento de causa.

    Luego se pueden hacer concursos: cada término aumenta mil puntos en molonidad por cada sonido “j” que lleve. Por ejemplo, “flujo subjuntivo” gana a “singularidades objetuales”. Y “nodo” no mola. Tuvo su momento.

    Reintroduciendo la arquitectura en el pueblo… ah, que a gusto se queda una.

    Bea Solache (@Gaubett)

    octubre 20, 2011 at 20:03

  2. (Y no es por malmeter, pero “proyecto de ejecución” dicho en ciertos ambientes por cierta gente tiene que resultar macabro)

    Bea Solache (@Gaubett)

    octubre 20, 2011 at 20:05

  3. Jajaja, lo de que suene macabro tiene su punto no creas…

    jmer73

    octubre 20, 2011 at 20:14

  4. Me he acordado de una versión parecida, pero dedicada a los estudiantes de arquitectura que ofrecía la versión antidiluviana de enparalelo… ¡todo un clásico de la etsag!

    * * * * * * *

    Aberración.-

    Es un proyecto feísimo con unas formas muy extrañas y unas aberturas sin criterio alguno, y con cambios de nivel y rampas anchísimas que no tienen razón ni uso aparente. Si el profesor lo mira horrorizado sólo he de decir que me he basado en un arquitecto holandés, para que la expresión de su rostro se haga más afable.

    Alzado Abstracto-Conceptual.-

    Dícese del alzado que hago cuando no acabo de comprender el entorno de mi edificio, y entonces meto mucho vidrio (a ser posible sin carpinterías) y todo muy cuadriculado y simple (o sea, sin mojarme el culo). Al profesor le diré: “he optado por abstraerme de un entorno que considero agresivo para mi edificio y hacer una serie de piezas conceptuales” cuando lo que en realidad estoy queriendo decir es: “paso totalmente de comerme el tarro con el entorno, colega”.

    Alzado Mimético-Epitelial.-

    Dícese del caso contrario al anterior, es decir, cuando paso de complicarme la vida y simplemente copio los materiales, alturas de coronación y ritmos de huecos de los edificios colindantes para el mío propio. Así le diré al profesor: “he optado por fundir mi edificio con un entorno que considero de gran interés arquitectónico (¡¡falso, más que falso!!) y realizar una mímesis con él” cuando lo que en realidad pienso es: “joder, para haberlo hecho 10 minutos antes de plotear, no esta mal el alzado ¿no?”.

    Árbol.-

    Dícese del elemento vegetal de gran escala que utilizaremos profusamente, colocándolo en zonas estratégicas, para ocultar las partes más feas de uno de nuestros alzados y para dar en planta una idea de alineación que posiblemente nunca existiría en la realidad.

    Arquitectura Viva.-
    Antiguo Testamento.

    Blasfemar.-

    Dícese de la acción de criticar directamente a un profesor, especialmente de Proyectos (léase dios, probablemente de obra inmortal), razón por la cual o eres héroe-heroína (es decir, hijo de uno de ellos, lícito o no) o no consigues terminar la carrera en la Escuela.

    Bosque de Columnas.-

    Cuando en un proyecto tengo un montón de pilares por todas partes y cuyo único fin es darse un castañazo contra ellos si uno no anda muy fino, diré al profesor que “he querido construir un paisaje artificial, un bosque de pilares que evoca una vegetación arbórea para introducir la propia naturaleza y congelarla en mi proyecto”. Así el infeliz profesor que se lo trague dejara de ver esos pilares como obstáculos potenciales para pasar a verlos como autenticas maravillas arquitectónicas. ¡Casi na!

    Caja.-

    Dícese de un proyecto simplón y sin complicaciones que consta de cuatro muros sin entrantes ni salientes y una cubierta plana con las bajantes quién sabe dónde, que es lo más fácil de proyectar pero para darle una imagen modelna lo llamaremos “caja” que suena asín como muy chic.

    Caja de Luz.-

    Viene a ser un upgrade de Caja. Dícese de un edificio soso y vacío donde lo único que hay es eso, luz.

    Cálculo de Estructuras.-

    Instante en el cual despiertas de un sueño imposible.

    Cargas.-

    Hace mucho tiempo dicen que era el peso de los elementos que formaban un proyecto. Había quien se atrevía a decir que la Arquitectura transmitía cargas en vez de emociones. Podían incluso hacerte pensar en una cosa que se llamaba Estructura y que tenías que diseñar para soportarlas. Hoy día, no existe gracias a que, como está comprobado, los proyectos se sustentan gracias al electromagnetismo inverso de enormes imanes y a la fuerza divina, que esa sí que puede. Ve estudiándote estas dos nuevas posibilidades o cualquiera que a ti te apetezca por si te corrige cualquier joven promesa de la Arquitectura, o no tan joven, pero de aire bohemio y soñador, los cuales no se sabe si son muy creyentes o no, pero si sus proyectos flotan, los tuyos deberán hacerlo, así que ya sabes…

    Clase de Proyectos.-

    Periódicos actos religiosos celebrados en honor al sacerdote y/o líder espiritual del grupo (véase Secta).

    Color.-

    Existen muchos colores, pero como antes las fotos de las revistas eran en blanco y negro, ahora el color sólo está proscrito, a menos que seas de esos a los que llaman artistas (¡pero aun así tienes que tener la impresora de color!).

    Croquis.-

    Dícese de aquellos dibujillos rápidos que ayudan a pensar un proyecto pero que todos hacemos una vez que lo hemos terminado para quedar bien y decir que somos muy poéticos… Un croquis es un garabato que se hace con la mano izquierda si eres diestro, y con la derecha si eres zurdo, para posteriormente escanearlo, ampliarlo y colocarlo en un panel.

    Desastre Estructural.-

    Cuando proyecto un vuelo de 5 metros con una losa de 20 cm de canto. Si el profesor me pregunta cómo demonios hago eso le diré que “metiendo mucho acero a negativos”, aunque interiormente soy consciente de que no es acero sino una intervención divina lo que necesito para que aquello se sostenga.

    Edificio Transparente.-

    Dícese de aquél que, no debiendo ser transparente (¡¡ole!!), muestra hacia el exterior su actividad (¡¡re ole!!), lo cual provoca innumerables efectos no deseados como “efecto invernadero”; un huevo de billetes en acondicionamiento.

    Elemento Oscurecedor.- (También denominado Cortina)

    Tejido que el usuario -por falta de comprensión de la magnífica obra arquitectónica- coloca para no mostrar sus intimidades al mundo a través de la consabida y santificada fachada de cristal que proyecta el buen arquitecto de culto. Suele ser la muestra habitual de la falta de sensibilidad de la sociedad actual en relación con la Arquitectura que le ha tocado vivir.

    Epidermis del Edificio.-

    Véase Piel.

    Escuela de Arquitectura.-

    Véase Secta.

    Esencia.-

    Se trata de una palabra comodín. Debe estar presente en al menos un 35% de vuestras frases. Es aplicable a todo: La esencia del proyecto, la esencia del lugar, la esencia del tiempo. Este vocablo también puede ser muy útil en otras asignaturas alejadas de la archi-importante de Proyectos. Es muy recomendable no sobrecargar el ambiente aseverando cada dos por tres que todo es esencial, o esencialmente. ¡En esencia, la esencia es esencialmente esencial!

    Espacio Diáfano.-

    Se produce cuando tenemos una planta tan rara que no hay dios que la distribuya ni cristo que la amueble.

    Espacios Residuales.-

    Ángulos deficientes donde no habitar.

    Etéreo.-

    Adjetivo con el que quedar muy bien en una presentación y que (mientras tus compañeros y profesor se ponen a darle vueltas a la palabra) te proporciona un tiempo precioso para pensar de qué diablos trata tu Proyecto.

    Fisura.-

    Aquella parte floja del proyecto y por la cual me pueden provocar un desgarro anal.

    Gesto.-

    Es todo aquello que vulgarmente podríamos llamar “pegote”, que lo hacemos porque sí, sin justificación, ni falta que hace, y para quedar interesantes decimos: “he hecho un gesto”. El Gesto es una de las características propias y exclusivas de los Arquitectos, y diferencia a éstos de los vulgares Ingenieros. Entiéndase por Gesto todo tipo de amaneramiento gráfico que espacialmente resulta un bodrio. Imprescindible para una planta digna de revistas amaneradas como El Croquis (que de croquis tiene pocos y de detalles constructivos menos).

    Goterón.-

    Dícese de la gran gotera que aparece por toda la cubierta de mi edificio porque, como las bajantes de pluviales quedan bastante antiestéticas en planta, pues no las dibujo, y si la cubierta plana se inunda, ya desbordará por las fachadas.

    Grieta de Luz.-

    Dícese de una rasgadura en la cubierta que a la semana se habrá convertido, si la cubierta no es transitable, en un cagadero de pájaros, y si lo es, en un deposito de colillas, chicles, papeles y demás porquerías que invariablemente caerán dentro.

    Guiño.-

    Dícese del ademán que se realiza en una obra para mostrar la culturilla revistera que tenemos. Es una forma interesante de decir copy-paste, y hacer que lo que sería una vulgar copia se convierta en un homenaje al creador.

    Idea.-

    Es ese ente abstracto que hace que todo el proyecto tenga que responder ante ella. Es igual que al final el director de la oficina no tenga su despacho, o que la bajante del W.C. atraviese justamente por en medio del vestíbulo, lo importante es que el proyecto responda a la idea.

    Incisión en la Epidermis del Edificio.-

    Ventana (véase Epidermis).

    Intersticio.-

    Lugar entre dos tabiques donde no llega el cepillo de barrer.

    Jardín Secreto.-

    La madre de todas las moñadas que se hayan pronunciado hasta la fecha. Su significado es complejo y mutable y por eso, decididamente, escapa a cualquier lógica humana ajena a una sensibilidad arquitectónica avanzada. Su empleo como lema garantiza, como mínimo, el alcanzar el segundo premio en cualquier concurso.

    Lámina de Agua.-

    Dícese de aquel estanquillo de menos de 40 cm de profundidad que en sus primeros días era mu bonico por sus reflejos y juegos con las luces y que pasado el tiempo es muy poético por su manto verde de musgo, el cantar de las ranas de la zona, la fauna de mosquitos y demás elementos dignos de protección por las sociedades protectoras de animales. También su olor es muy poético.

    Lema.-

    Grupo de palabras sin ningún sentido lógico que se le pone a un proyecto cuando ya está hecho y que sólo tiene como fin el lograr un guiño arquitectónico en el panel. Es importante que conozcas el uso de los lemas para los Proyectos de la Escuela: será la prueba de fuego del empleo correcto de las palabras recogidas en este Diccionario. Olvídate de cualquier palabra convencional y dedícate a las combinaciones, más o menos previsibles, de los términos arquitectónicos clásicos. Ejemplos prácticos de lemas fashion: “esculpir un espacio”, “topografía alterada”, “fisuras” (la sola palabra ya produce escalofríos de gustito en cualquier arquitecto que se precie ¡¡no hace falta combinarla con nada!!), “paisaje antropizado”, “cajas de luz”, “pozos de luz”, “impluvium de luz”… (bueno, generalmente cualquier combinación con “luz” da buen resultado).

    Losa Alveolar Pretensada.-

    Dícese del forjado que meto en un proyecto porque en sección queda muy bonito y porque aguanta unas luces del copón bendito; y me da igual que sea en un proyecto de 200 metros cuadrados donde me vaya a generar un coste 8 veces superior al de un forjado normal de viguetas.

    Lugar (el).-

    Término de difícil compresión. Nadie sabe con certeza dónde termina, pero si es necesario hasta el infinito y más allá (¡quién dijo miedo!). Has de ser siempre muy sensible con él, pues es como un pequeño niñito indefenso al que los hombres malos (muy malos) maltratan haciendo en él, que sé yo: chalecitos de fin de semana con piscina que están muy bien cuando vas a ellos, casas para que la gente no tenga que mojarse cuando llueve… Tú, sin embargo, eres muy bueno y lo vas a salvar, y de paso vas a quedar bien con tu profe de Proyectos.

    Luz que Resbala.-
    Físicamente: La luz, al incidir en una superficie, ilumina a ésta “la cual absorbe parte de la energía inicial”, otra parte de la energía es devuelta al medio con una componente principal directa (ángulo de incidencia es igual al ángulo de reflexión) y otra difusa.

    En Arquitectura: Dícese de aquella componente lumínica que no sé cómo coño va a llegar al estar, que está a 5 metros bajo tierra, con la mierda de lucernario que he puesto.

    Maqueta.-

    Objeto inservible, de tamaño variable, que generalmente acaba debajo de la cama, o es objeto de admiración por parte de mamás y papás ajenos al oficio (“¡Qué bonita está!… ¿y no te han puesto buena nota con lo bien que te ha quedado?”); y que únicamente sirve para generar cortes en los dedos, intoxicaciones con pegamento, desperdicio de tiempo y gasto de dinero en materiales de bricolaje.

    Medianera.-

    En castellano: Muro, cerca, vallado, seto vivo, zanja, pared rústica,… etc. situado en el linde o límite de dos heredades rústicas o urbanas pertenecientes a distintos propietarios.

    En Arquitectura: Es aquella pared fea de allí a lo lejos que, como no sé qué coño voy a hacer con ella, digo que es bonica, que tiene poesía, y así me ahorro un Proyecto.

    Normas Urbanísticas.-

    Son unas normas que todo buen Arquitecto que se precie debe saltarse porque, claro, los otros Arquitectos que las hacen es que no tienen ni idea.

    Pasajes.-

    Nuevo testamento.

    Palimpsesto.-

    Realmente nadie sabe con certeza la aplicación concreta de este vocablo al campo de la Arquitectura. En la actualidad, varios grupos de investigación en Harvard se dedican con intensidad a estudiar su posible empleo como palabra arquitectónica, aunque todavía no han llegado a resultados esclarecedores. Por si acaso, te recomendamos el ir por delante de la moda y ser el primero/a en usarla: sácala a relucir en momentos en que te encuentres entre la espada y la pared, combínala sabiamente y obtendrás de ella grandes resultados.

    Paisaje.-

    Término bastante versátil a la hora de considerar todo, todo, todo lo que nos rodea. Si no sabes muy bien cómo llamar a algo, usa esta palabra, nunca te dejará en mal lugar. Conviene pronunciarla con voz sosegada y queda, un ligero movimiento horizontal de mano y la mirada perdida en lontananza, cual poeta ante su musa. Particularmente útil a la hora de componer paneles, ya que su sola inserción garantiza un toque de sensibilidad intelectual difícilmente rebasable. Asimismo será insuperable si va acompañada de otras palabras como “urbano”, “alterado”, “transformado”, “reconocido” y merecedor de una matrícula cuando se combina con el término “artificial”.

    Algunos ejemplos prácticos: “mi Proyecto es un paisaje artificial” (tú no sabes qué cojones es tu Proyecto, pero un nombre así nunca viene mal), “tiene la sensibilidad de un paisaje interior” (ni tú ni tu profesor sabéis, ni lo sabréis jamás, lo que es un paisaje interior, pero ¡tonto el último!), “el paisaje que rodea a la actuación es reconocido por mi Proyecto” (si tu edificio es una gran burrada que no pega ni con cola, di esto: es la fórmula mágica para que todo el mundo piense que eres un genio de la Arquitectura).

    PFC.-

    Putada Fin de Carrera, donde debemos demostrar que sabemos construir las cositas que en Proyectos I, II, III, IV, V se sustentan y acondicionan por arte divino, y que aquí lo siguen haciendo.

    Piel.-

    Dícese de aquella parte de mi Proyecto, la más exterior generalmente, en la cual no me he parado ni un minuto a pensar (porque yo proyecto en planta, por supuesto) y como no se qué va a ser, ni cómo, ni qué material va a tener…, pos lo llamo “piel” con una voz sensual y que el profesor ya se imagine lo que quiera.

    Profesor de Proyectos.-

    Especie de líder pseudo-religioso (véase Secta) que aparece en un aula de Proyectos no antes de la 13:00 y la abandona no después de las 14:30 (o sus equivalentes en horario de tarde) y que dirige la celebración de los fieles (ver Clase de Proyectos) en honor a las deidades pertinentes (Corbu, Mies,… etc.), empleando métodos que minan la moral de los adeptos, como por ejemplo arengar a éstos uno tras otro, despotricando y descatalogando absoluta y despiadadamente sus Proyectos, cuando todos sabemos que los Profesores de Proyectos no construyen; sino que, como artistas que son, sus creaciones distan mucho de poder ser llevadas a la práctica.

    Secta.- (También denominada Escuela de Arquitectura) Peligroso grupo pseudo-religioso donde un reducido grupo de personas convencen a los pusilánimes adeptos de la existencia de una única verdad suprema, los uniforman, los aleccionan, los lavan el cerebro, minan su moral a base de encargarles repetitivos y monótonos trabajos (y en algunos casos, proyectarles esquizofrénicos vídeos), los hacen entregar su dinero y mantienen relaciones sexuales con los seguidores del sexo femenino.

    Solar.-

    Antiguamente, cuando la Arquitectura era construida en vez de “no-construida”, era el sitio en donde realizabas tu Proyecto. Hoy día es palabra tabú: di el Lugar, que es mucho más bonico, poético, y no eso tan zafio. Hasta querrás que tu Proyecto tenga pilares y llegue al suelo. Qué poco sensible.

    Teja.-

    Dícese de un elemento cerámico profusamente utilizado para impermeabilización de cubiertas. En las Escuelas de Arquitectura esta palabra es absolutamente desconocida, desplazada por otros términos como CUBIERTA PLANA, LASTRE DE GRAVA, CHAPA DE ACERO-COBRE-ZINC, que en los Proyectos quedan más bonicos.

    Tensión.-

    Dícese del término utilizado por todo Arquitecto-Artista cuando no tiene ni puta idea de qué decir. Ejemplo: “La dualidad de este espacio crea tensiones intersticiales…”, esto obliga a definir también “intersticio” y “dualidad”… uf, eso se lo dejamos a los artistas.

    Topografía.-

    Íntimamente ligado al término “paisaje”, aporta, sin embargo, un componente mucho más fashion en tus Proyectos. Si usas asiduamente “paisaje” y crees que ya dominas todas sus acepciones, anímate a dar el salto a “topografía” ¡no te arrepentirás! Particularmente interesante en su uso combinado con “alterado”. Ejemplo de uso: “Mi intención es crear una topografía alterada”, en este momento toda la clase te mirará con ojos vueltos del revés y tu profesor se preguntará si tienes novio, si eres chica, o si tienes novio, si eres chico.

    Topológico.-

    Palabra que no tenemos ni puñetera idea de lo que significa, pero que causa estragos entre los oyentes, también puede utilizarse junto a otras palabras. Ejemplo de uso: “bellamente topológico”, así puedes cautivar a propios y extraños.

    Tutoría.-

    Dícese del intervalo de tiempo remunerado por la Universidad que debe emplear el profesor para garantizar la atención necesaria a cualquier duda, deseo de información y/o corrección por parte del alumno. Actualmente, término desconocido en las Escuelas de Arquitectura, se cree de hecho que podría ser un anglicismo, o un germanismo, debido al absoluto desconocimiento de su significado.

    Vacío.-

    Fundamental, repetimos, FUNDAMENTAL, sin duda alguna; se encuentra en el “Top Ten” de cualquier léxico arquitectónico contemporáneo. Este palabro encierra en su interior toda la esencia del pensamiento constructivo moderno. Sin el vacío JAMÁS podrás proyectar, olvídate de la función clásica de la Arquitectura (que por si no lo sabías es hacer casas), hoy en día lo que está pegando muy muy fuerte es hacer “vacíos”. Se acabaron las casas, ahora hay que hacer vacíos. El significado de este término es insondable.

    Vistas 3D.-

    Ampliaciones-expansiones del espacio de una habitación gracias al sabio uso del gran angular de 12mm en 3DStudio o LightScape.

    Vivienda Autoconstruida Subestándar.-

    La forma más refinada y eufemística posible de decir un sinónimo de la palabra “chabola”. Término acuñado por el profesor de Urbanismo J. M. Ezquiaga.

    Zona de Influencia.-

    Dícese de aquella zona de mi Proyecto que rodea a un edificio que no tiene nada que ver con el entorno en que se encuentra, pero que yo, a fuerza de rodearlo con el dedo en el papel, he creado en torno a él una zona de influencia caracterizada por la difuminación del grafito que lo representaba, pero que no sirve para nada útil…

    Ydna

    octubre 21, 2011 at 0:37

  5. ¡ Mira que me encantan este tipo de cosas! Ahí va otra “carta” de unos clientes que sí comprendieron la obra de su architect al cual le plantean una serie de dudas…

    http://www.coffeewithanarchitect.com/2011/05/19/dear-mr-architect-please-advise/

    (dejo el link, que sí está activo, y así no lleno todo esto de letras)

    Ydna

    octubre 21, 2011 at 0:44

  6. Deberíais haber empezado por definir “Hipster” porque, picha, a mí me habeis dejado a cuadros con el palabro :S

    Rafa

    octubre 21, 2011 at 8:52

  7. jajaja… oye, pues a mi tu diccionario me va de perillas,… porque yo siempre decía toda feliz que era “jefe de proyectos” (tipo Filemón) y la gente se pensaba que estaba en las obras (a muy buena honra) sin que yo lo supiese, porque resulta que soy “directora de proyectos” jajaja, pero a mi eso de “directora” (o director, que se yo) me suena un poco exagerado… :oD

    Susana

    octubre 21, 2011 at 15:12

  8. Ydna ….. eres admirable.

    ramon

    octubre 21, 2011 at 21:08

  9. No me había dado cuenta cuán desfasado estoy de la dialéctica contemporánea. Estaremos al tanto de las siguientes entregas. Saludos.

    JCM

    octubre 22, 2011 at 0:00

  10. Ya lo dijo Machado:

    “Oscuro para que atiendan; / claro como el agua, claro / para que nadie comprenda.”

    Saludos

    CLUM

    octubre 25, 2011 at 0:24

  11. [...] Acceder a la noticia [...]

  12. Grupo de palabras sin ningún sentido lógico que se le pone a un proyecto cuando ya está hecho y que sólo tiene como fin el lograr un guiño arquitectónico en el panel. Es importante que conozcas el uso de los lemas para los Proyectos de la Escuela: será la prueba de fuego del empleo correcto de las palabras recogidas en este Diccionario. Olvídate de cualquier palabra convencional y dedícate a las combinaciones, más o menos previsibles, de los términos arquitectónicos clásicos. Ejemplos prácticos de lemas fashion: “esculpir un espacio”, “topografía alterada”, “fisuras” (la sola palabra ya produce escalofríos de gustito en cualquier arquitecto que se precie ¡¡no hace falta combinarla con nada!!), “paisaje antropizado”, “cajas de luz”, “pozos de luz”, “impluvium de luz”… (bueno, generalmente cualquier combinación con “luz” da buen resultado).
    +1

    Valencia

    octubre 26, 2011 at 1:15


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 331 seguidores

%d personas les gusta esto: